Boletín 15/RE/17

Campus Universitario 25 de Febrero de 2017.- Sí se pudo, finalmente se pudo, señalaron felices y también nostálgicos  algunos de los más de 160 egresados que hoy culminaron estudios en la modalidad semiescolarizada de la UPCH quienes durante poco más de 4 años tomaron clases intensivas ya sea un sábado o domingo, luego de que recibieran de parte de las autoridades universitarias los diplomas que los acredita como miembros de la generación 2013-2017.

Graduados  con rostros sonrientes, selfies se podían ver por todas partes, todos ellos vestidos elegantemente  con toga y birrete para disfrutar el día más esperado;  el glamour  fue el  invitado obligado y lo podíamos apreciar con los peinados y maquillajes que embellecían aun más las felices caras de las damas, mismas que con sus altos tacones lucían esplendorosas para una ocasión inolvidable.  Como fieles testigos de este gran acontecimiento, no podían faltar los seres queridos, los más íntimos en la vida de nuestros egresados, esos héroes  anónimos dijera Pepe Livio, el maestro de ceremonias oficial de la UPCH. Los familaires no podía quedarse atrás, el motivo lo ameritaba así que también presumieron sus mejores galas;  señoras, señores,  niñas, niños y jovencitas, todos ellos ataviados de acuerdo a la ocasión, desde luego una vez más vimos un gran número de rosas y otras flores distintas que aguardaban el momento culme de toda la ceremonia.

Hoy la Universidad Popular de la Chontalpa dio la despedida a 160 egresados en la modalidad escolarizada en las siguientes carreras: Mercadotecnia, Psicología, Ciencia Política y Administración Pública, Comercio y Finanzas Internacionales, Química Petrolera y la Maestría en Psicología Laboral.

La historia concedió a la egresada Corazón Landero López de la Lic. en Ciencia Política y Administración Pública, el honor de dirigir un mensaje a nombre de toda su generación; la emoción de la joven fue más grande que sus nervios y estremeció a los presentes cuando reconoció el apoyo que recibió de su familia para alcanzar su sueño, dichas palabras merecieron el aplauso de los presentes que abarrotaron el Gimnasio-Auditorio.

Posteriormente hizo uso de la palabra, el Rector M.C. y H. Querubín Fernández Quintana, el cual señaló que para la Universidad  es prioridad responder a la sociedad con capital humano competitivo, por lo que celebró la terminación de los estudios universitarios de personas que en su mayoría ya están insertas en el campo laboral, pero ahora tendrán un mejor desarrollo profesional y mejores expectativas de superación ya que al pasar por las aulas universitarias han adquirido nuevas herramientas y habilidades. Asimismo,  al referirse a los egresados de  esta generación, precisó  que si bien hoy terminan  una gran etapa en sus vidas, la UPCH siempre será su casa de estudios, por lo que los invitó a continuar preparándose en ella con los  posgrados  que ésta ofrece.

Con la  culminación de los estudios,  algunos universitarios coincidieron que los próximos fines de semana los sentirán un poco raros, ya que durante cuatro años los ocupaban casi todo el día para su preparación profesional, pero señalaron que ha valido la pena sacrificar momentos de convivencia con la familia a cambio de escalar una meta profesional como lo es  tener estudios de una licenciatura.

Una egresada acude a recoger su Diploma acompañada de su hijo, mientras el C. Rector Querubín Fernández le da la mano al pequeño.

La joven Corazón Landero López, dirigiendo un mensaje a nombre de compañeros de su Generación 2013-2017 

Familiares viendo cómo se coronaba el éxito académico de sus graduados.

 

Sentimientos encontrados de alegría, nervios y nostalgia se veía en rostros de los egresados al ver que el día soñado había llegado.

 

El apoyo de numerosas familias se hizo sentir este día que quisieron ser testigos del éxito de sus graduados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *